Ética

El Día de la mujer

Con motivo del Día de la Mujer, 8 de marzo, todos los medios, especialmente Facebook están inundados de frases, poemas, canciones, carteles, declaraciones sobre la “otra mitad del cielo”, como dicen los chinos.

Ahora, después de leer todos los anuncios y carteles colocados en Facebook me veo en el deber de pensar, también, y decir algunas cosas sobre este tema que nos incumbe a todos, la mujer y el día de la mujer

Transcurridos más de 200 años de la gran Revolución democrático burguesa de Francia, las repúblicas burguesas, donde predomina el capital y la propiedad privada sobre los medios de producción, no han logrado hacer realidad el principio de igualdad de derechos entre el hombre y la mujer. La democracia burguesa ha divulgado la idea de la libertad e igualdad de la mujer, pero en la práctica la ha negado.
Los estados capitalistas y las sociedades basadas en la democracia burguesa propagan consignas ostentosas, aparatosas e incluso solemnes sobre la libertad e igualdad de la mujer . Pero son consignas publicitarias que nunca penetran la esencia de la explotación de los trabajadores, hombres o mujeres.

¿Cómo podrá haber igualdad entre los poseedores y los desposeídos? ¿Entre los opresores y los oprimidos?

Esas son falacias, embustes, trampas y embaucamientos para timar y colocar al servicio del Estado a la mitad de los seres humanos que transitan por los territorios tomados por los desparpajos de la explotación, a las mujeres.

Hoy es un día interesante para abrir los ojos y desenmascarar a quienes quieren alejar la lucha por la igualdad de la mujer de la lucha por un nuevo orden social que no se base en la explotación.

Buenas serían las preguntas que interrogaran así:

¿Será que existe igualdad de sexo, igualdad nacional, igualdad de clase social?[

En coyunturas electorales, solo a manera de lemas aparecen palabras altisonantes. Uno escucha y lee cultura, educación, salud, instrucción. Pero al mismo tiempo lee, escucha y presencia los efectos de leyes infames, repugnantes y sucias que violentan el bienestar y la vida.

Las consignas de libertad e igualdad para la mujer están, consustancialmente, ligadas a las consignas históricas de libertad e igualdad para los obreros, los campesinos, los intelectuales y científicos del pueblo. Están ligadas a las consignas de libertad e igualdad para los trabajadores.

Por ello, hoy, ocho de marzo de 2014, a cien años de la primera guerra imperialista, la Primera Guerra Mundial, 1914-1918, es menester volver a la idea de que la libertad, la igualdad de la mujer es un hecho histórico al que todavía le debemos mucho. Que eso se logrará no en la lucha de género, sino en la lucha de clases, que todavía, a pesar de muchos, aún existe.

Acerca del autor

Lizardo Carvajal Rodríguez

Escritor colombiano, autor de más de veinte títulos en las áreas de metodología de la investigación, teoría tecnológica, historia y clasificación de la ciencia, poética y teoría solidaria y cooperativa.

Docente universitario en la Universidad Libre y en la Universidad Santiago de Cali, por más de treinta años en áreas relacionadas con métodos de investigación, métodos de exposición, clasificación e historia de la ciencia.

Editor académico y científico de obras de autores universitarios, grupos de investigación e instituciones de nivel superior y de autores independientes en Colombia, a través del proyecto Poemia, su casa editorial, Colombia si tiene quien le escriba y promotor de las mesas de redacción como estrategia de producción de textos.

1 comentario

Clic aquí para publicar un nuevo comentario

  • Excelente reflexion Lizardo, La biologia de las creencias sobre el papel de la mujer en las sociedades de todas las culturas del mundo tiene algo en comun. La falta de respeto y valor por su naturaleza interna. Es cierto que esta reflexion nos lleva a pensar tambien en la explotacion no solo de la mujer, de los obreros, de los campesinos, indigenas, ninos victimas de conflictos armados. La libertad de la mujer es un hecho historico, pues aun en pleno siglo XXI la mayoria de mujeres de muchas naciones sufren por crimenes de guerra, sufren porque son discriminadas y aun no tienen participacion politica, social, educativa o cientifica dentro de sus sociedades regidas por particulares culturas. (que pena no se como poner tildes desde mi IPad configurado en ingles) Muchas gracias por tomarse el tiempo de complementar este hecho historico. Que tenga un excelente dia!