Relaciones de causalidad

La Inducción Científica, en cualquiera de sus formas, exige el conocimiento y dominio de las llamadas Condiciones Necesarias pero, al mismo tiempo, la utilización y dominio de las conexiones necesarias entre los fenómenos, en particular la conexión necesaria que llamaremos Relación de Causalidad.

¿Cómo se explican, desde la Lógica, las relaciones de causalidad?

En primer lugar, considerando que la Relación de Causalidad es solo una de las diversas formas de dependencia, relación, interrelación y correlación de los objetos del mundo material, incluyendo la Naturaleza, la Sociedad, la Información y el Conocimiento. Es decir, reconociendo que los diversos sistemas componentes del Universo están ligados entre sí, constituyendo, estableciendo relaciones. Una de esas es la relación de Causalidad.

La Relación de Causalidad es la que existe entre la Causa, o causas,de un fenómeno o fenómenos y su Efecto, o efectos.

¿Qué entendemos por Causa de un fenómeno?

La Lógica formal y la Lógica Dialéctica, ciencias que estudian la Causa, una en su estructura, la otra en su desarrollo, conciben la Causa de algo como lo que le da origen y precede, en el tiempo, al Efecto.

¿Cómo entender, entonces, lo que es el efecto?

El efecto será el fenómeno que sucede a otro y es originado por él.

2. Las características de la relación de causalidad

universalidad, necesariedad, univocidad, sucesión en el tiempo y reciprocidad son las principales características descubiertas por la Lógica y que comportan las Relaciones de Causalidad.

Universalidad

Decimos que la Relación de Causalidad es universal partiendo del principio, demostrado por la Lógica, de que todo efecto tiene su causa. Es decir, podemos pensar que el Universo está regido por la Ley de la Causalidad. No hallamos un solo fenómeno al cual no podamos encontrarle una explicación causal.

Necesariedad

La necesariedad de la relación causal se manifiesta en el hecho de que dadas unas condiciones necesarias y suficientes para que se produzca un efecto, éste, necesariamente se da.

Univocidad

La característica de univocidad se refiere al hecho de que a determinadas causas, determinados efectos.

Sucesión en el tiempo

La característica de sucesión en el tiempo es expresada mediante la idea de que la causa, siempre es anterior al efecto, dada que ésta es el origen de aquel.

Finalmente, la característica de acción recíproca, debe ser entendida dentro de la idea de que tanto es activa la causa, como es activo el efecto.

3. La mezcla de acciones en la relación causal

Un efecto se origina generalmente, en más de una causa. En la realidad es muy difícil hallar fenómenos con causas únicas. De ahí que debamos reconocer que el trabajo de investigación implica el manejo simultáneo de muchas causas que pueden originar un fenómeno o varios fenómenos.

La suma e integración  de los efectos de varias causas que actúan simultáneamente en un fenómeno resultante general, es lo que denominaríamos Mezcla de Acciones.

4. Reducción del círculo de causas posibles

Es la actividad científico-tecnológica que lleva al investigador a reducir las posibilidades de causalidad de un fenómeno. Como sabemos, un efecto está precedido de infinitas posibilidades de causalidad. Esto hace que el manejo de un determinado efecto sea complicado. Por tal razón, el investigador debe iniciar su labor estableciendo un círculo de posibilidades, que poco a poco debe ir reduciendo. Es la Reducción del Círculo de Causas Posibles.

Para realizar una determinada Actividad Científica y Tecnológica, con base en el Método de las Relaciones de Causalidad es necesario conocer la Causa o el Efecto. El desconocimiento de ambos, nos imposibilita la Práctica Científica. Conociendo el Efecto investigamos su Causa, conociendo la Causa podemos investigar el Efecto.

5. Método de las concordancias

La investigación de las causas de los fenómenos, puede establecerse a través de un primer método que llamaremos método de las  concordancias.

¿En qué principios se basa?

En primer lugar, sabemos que la causa de un fenómeno ha de hallarse entre las circunstancias que lo anteceden y acompañan. En segundo lugar, sabemos que tenemos que hallar las causas reales, entre las causas posibles. Y finalmente, consideramos que un efecto no puede darse si faltan sus causas.

El método de las concordancias, consiste en reconocer que si dos o más casos, en que se produce el fenómeno que se investiga, sólo posee de común una circunstancia o cierto conjunto de circunstancias, dicha circunstancia o conjunto de circunstancias a que se reduce la concordancia de los casos dados, constituye causa o por lo menos contiene la causa del fenómeno estudiado.

Sea E el efecto y A, B, C, D, el círculo de causas posibles, utilizando la experimentación alteramos los elementos del círculo de causas posibles así:

Situación Nº 1

A, B, C, D entonces E

Situación Nº 2

A’, B’, C, D entonces E

Podemos concluir que ni A ni B son causas por el hecho de que E se produce. Además podemos decir que la causa está entre C y D, en una sola o en ambas.

Situación Nº 3

A’, B’, C’, D entonces E

Como por principio el efecto no puede darse sin la causa por concordar, la causa D, decimos que es la causa real de E.

6. Método de las diferencias

Este método se basa en el principio de que si falta la causa, el efecto también faltará, dado que a determinada causa determinado efecto y que no puede haber efecto sin causa.

La regla del método de las diferencias la podemos establecer de la siguiente manera: si dos casos, en uno de los cuales el fenómeno que se estudia aparece y en el otro no, concuerdan entre sí todas las circunstancias excepto una o cierto conjunto de circunstancias que se dan solo en el primer caso, tal circunstancia o conjunto de circunstancias a que se limita la diferencia de los dos casos, constituye la causa del efecto o por lo menos las condiciones necesarias para el mismo.

Sea E, el efecto.

El círculo de causas posibles A, B, C, D.

Con las condiciones A, B, C y D, obtenemos el efecto E, por lo que concluimos que entre ese círculo de causas posibles está la causa o las causas reales.

Si alteramos experimentalmente el círculo, por ejemplo, eliminamos la circunstancia A y el Efecto ya no es E, sino por ejemplo X, podemos concluir con certeza que la causa es A.

Ello por cuanto el principio lógico en el que nos basamos es que al desaparecer la causa, desaparece el efecto.

7. Método de variaciones concomitantes

Este método se basa en el principio de que todo cambio en las causas de un efecto, modifica necesariamente el efecto. Volvemos a basarnos en el principio de la univocidad en relación causa y efecto.

Decimos que si alteramos la causa, necesariamente, alteramos el efecto. La regla para este método puede ser enunciada de la siguiente manera: Si determinados cambios de un fenómeno van seguidos siempre de determinados cambios de otros fenómenos, el primero es la causa, o parte de la causa, o condición necesaria del segundo.

Sea E el efecto.

El círculo de causas posibles A, B, C, D.

Si modificamos las condiciones de A (alteramos A, pero no significa que la eliminemos) el efecto E, se produce pero modificado (alterado), esto nos permite inferir que A, es causa real, o que forma parte de la causa o que por lo menos es condición necesaria de E.

Tal es la consideración del método de las variaciones concomitantes.

Es evidente que tal método sólo puede ser empleado en experimentación. Constituye de esta manera un importante auxiliar para condiciones de laboratorio, es decir, condiciones experimentales.

8. El método de los residuos

El fundamento de este método consiste en considerar que si un fenómeno es resultado de una causa compleja y se sabe que una parte del fenómeno se debe a una parte de la causa, a la otra parte de aquel, se deberá a la otra parte de la causa dada.

Podemos decir en otras palabras que, si de un fenómeno complejo se sustrae lo que es efecto de una parte de las circunstancias, el resto de dicho fenómeno ha de ser efecto de las circunstancias restantes.

Sea E el efecto.

Con manifestaciones (x, y, z).

El círculo de causas posibles (A, B, C).

En la primera situación tenemos:

E (x, y, z) _________________(A, B, C).

Si demostramos que x, es causa de A y que y es causa de B, podemos inferir que z, es causa de C.

 

Trackbacks

  1. [...] Los aspectos conocidos pueden constituir los síntomas, los efectos, los resultados de algo que se convierte en incógnita. El problema se muestra en este caso a través de sus manifestaciones. En este caso el objetivo de la investigación será el descubrimiento de las causas de esos efectos. [...]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>